LA PALABRA PARA HOY Miércoles 28.03.2018

Y aconteció que al sepultar unos un hombre, súbitamente
vieron una partida, y arrojaron al hombre en el sepulcro
de Eliseo: y cuando llegó á tocar el muerto los huesos de
Eliseo, revivió, y levantóse sobre sus pies.

2 R. 13:21

Y Jesús dijo: Me ha tocado alguien; porque yo he conocido
que ha salido virtud de mí.

Lc. 8:46